Es mejor volver atrás que perderse en el camino. Proverbio ruso